Un estudio publicado en la revista Current Sports Medicine Reports muestra que la optimización del sueño puede tener un impacto significativo en el rendimiento en una amplia variedad de actividades y mejorar aspectos como el tiempo de reacción, la precisión y la resistencia. Por otro lado, los aspectos como la potencia anaeróbica, la fuerza y los sprint no están tan claros.

Dados los problemas relacionados con el sueño que a menudo presentan los atletas, es necesario que los entrenadores y médicos deportivos prioricen unos horarios adecuados, hagan protocolos de viaje y tengan en cuenta otros factores vinculados a la higiene del sueño. Conoce el estudio aqui: Sleep and Athletic Performance.