Un nuevo estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS) revela que una sola noche sin dormir conduce a un aumento significativo en la concentración de beta-amiloide, la proteína asociada a la enfermedad de Alzheimer.

El estudio incluyó a 20 voluntarios sanos de entre 22 y 72 años. Con ayuda de la tomografía por emisión de positrones los autores midieron la cantidad de beta-amiloide en el cerebro después de una noche completa de sueño y después de una noche sin dormir.

Después de la noche sin dormir, el amiloide fue significativamente mayor en la parte del cerebro que más sufre por la acumulación de placas amiloides en la patogénesis de la enfermedad de Alzheimer (área subcortical derecha). Conoce el estudio en National Institutes of Health

Shokri-Kojori E, et al. β-Amyloid accumulation in the human brain after one night of sleep deprivation. Proc Natl Acad Sci USA. 2018;115(17):4483-4488. doi:10.1073/pnas.1721694115.